Pendientes de oro

Los pendientes de oro son hermosas piezas de joyería que se emplean como complemento para los atuendos y que destacan en toda ocasión. Este metal precioso ha sido siempre el aliado especial de los joyeros a la hora de diseñar sus mejores piezas. Descubre su versatilidad y consejos útiles para elegir los más adecuados.

Pendientes de oro: joyas para cualquier ocasión

Este metal precioso jamás pasa de moda y su uso es sinónimo de lujo, elegancia y sobriedad. Sin embargo, es fundamental saber elegir los pendientes de oro para cada ocasión, de forma que luzcas acorde con la exigencia del momento.

Pendientes de oro para el día a día

Los pendientes de oro ideales para usar a diario, en tu trabajo o salidas casuales, son aquellos que brindan sencillez y estilo. Es recomendable utilizar pequeños, medianos o escultóricos con formas clásicas, sobre todo si llevas el cabello corto o recogido.

Si optas por los pendientes de oro para tu trabajo y quieres lucir más elegante, puedes elegir aros pequeños con algo de pedrería, sin que luzcan demasiado llamativos, pueden incluir cristales de un color particular.

Si tienes varios orificios en tu oreja procura emplear pendientes de oro pequeños, considerando que de acuerdo con la armonía visual, el de mayor tamaño debe ir en el lóbulo y progresivamente serán de menores dimensiones conforme asciendan.

En este caso, puedes usar aros con o sin pedrería en toda la oreja o combinados con pendientes escultóricos sencillos.

Evita los aros grandes o pendientes de oro largos para el día, ya que pueden lucir demasiado llamativos.

Pendientes de oro para la noche

Este es el momento ideal para lucir esos pendientes hermosos y llamativos que tanto te gustan.

Para tus salidas nocturnas es recomendable utilizar pendientes de oro largos, sobre todo si llevas el cabello recogido o corto, una alternativa excelente son los que cuelgan.

En cambio las argollas de gran tamaño y de diferente forma pueden lucir hermosas y llamativas si tienes una melena larga y suela.

Los maxipendientes de oro se pueden ver muy hermosos, sobre todo aquellos con incrustaciones de pedrería, combinados a juego con esclavas o cadenas.

Pendientes de oro para ocasiones especiales y celebraciones

En estas ocasiones los pendientes de oro con pedrería constituyen la elección más acertada, ya que dependiendo del color puedes captar la atención y hacer que las miradas se enfoquen en aquello que deseas destacar.

Si tienes varios orificios puedes utilizar los pendientes de oro que bordean la oreja y están en tendencia, sobre todo si llevas tu cabello recogido o corto.

Ventajas de los pendientes de oro

Ya sea que utilices pendientes de oro puro o laminado, estos aportan ventajas que no debes pasar por alto.

  • Jamás pierden su color, el oro siempre lucirá hermoso y con el cuidado que requieren pueden resultar piezas que duren toda una vida.

  • Los pendientes de oro, gracias a que están elaborados en dicho metal, ayudan a equilibrar las energías, atraen riqueza y equilibrio emocional.

  • Son hipoalergénicos, de modo que utilizarlos por períodos largos de tiempo no será un problema.

Su valor no se pierde, ya que el coste del metal se revaloriza y pueden significar incluso una inversión económica, además de ser accesorios hermosos.

Únete a la newsletter


¡Entérate antes de todas las novedades!